Hay una serie de características que distinguen a un restaurante de lujo de uno normal. Un elevado precio de sus platos no significa que sea un buen restaurante, de hecho, un mal restaurante con elevados precios está condenado a un rápido fracaso.

Hoy, vamos a dejar una lista de peculiaridades que no pueden faltar en un restaurante de alta cocina, si quieres tener un restaurante con clientes felices en las mesas.

1. Excelente comida.

Un buen restaurante ofrece la comida de la mejor calidad. Si es jamón que sea de bellota, si es pescado que sea fresco del día, si es marisco que sea recién traído de Galicia. Asegúrate de que le estas ofreciendo a tus comensales los mejores productos de la tierra. Servir comida de calidad puede darle a tu restaurante una buena reputación y obligar a tus clientes a volver a hacerte otra visita. Los ingredientes de alta calidad y un cocinero experimentado son importantes para servir una buena comida de manera constante. Un buen cocinero entiende las necesidades de tus invitados y trabaja bien con el personal de la cocina para garantizar no dejar indiferente a los paladares más exquisitos.

¿Quieres saber cómo atraer mas clientes a tu restaurante?

2. Un magnífico servicio.

Proporcionar un buen servicio al cliente, en un ambiente confortable ayuda a mejorar la experiencia de sus clientes. El personal que interactúa con sus invitados debe ser cortés y mantener una actitud positiva. Los camareros deben conocer bien el menú, entregar las comidas y bebidas a tiempo, y abordar rápidamente cualquier problema que pueda tener un huésped insatisfecho. Todo el personal debe ayudar a mantener el restaurante limpio en todo momento, incluida la cocina, las áreas de preparación de los alimentos y cualquier área con la que los clientes entren en contacto.

3. Súper limpio.

 La falta de limpieza da muy mala imagen. Es importante que un restaurante esté limpio, la suciedad puede afectar a la salud de los empleados y clientes. Sin un restaurante limpio, el restaurante no debería estar abierto en absoluto. Asegúrese de que tu servicio y área de comedor estén limpios en todo momento. Tiene que estar tan limpio, que se pueda comer en el suelo.

Restaurante de lujo

4. Una decoración de revista.

Los restaurantes con una decoración aburrida y anticuada pueden crear sentimientos negativos. Incluso si la comida y el personal son de 5 estrellas, la decoración puede arruinar una experiencia. Una decoración moderna, cómoda y chula, marcarán la diferencia.

10 consejos para ahorrar batería en tu móvil

5. Buena atmosfera.

El ambiente también es bastante importante. No disfrutará de comer con toda su familia, si no puede escucharlos desde el otro lado de la mesa, a menos que este comiendo con los suegros. El diseño de sonido debe desempeñar un papel fundamental en el diseño de los restaurantes. Las mesas y las sillas no deben estar abarrotadas en una habitación. Ya que esto crea un espacio tan ruidoso que no puedes ni pensar, y mucho menos escuchar a la persona sentada a tu lado.

6. Ubicación original.

La ubicación es parte integral del éxito de cualquier restaurante de lujo. Uno de los principales beneficios de los restaurantes de alta cocina, a diferencia de los restaurantes corrientes, es que tienen mayor margen a la hora de decidir la ubicación. Los restaurantes de alta cocina son experiencias extraordinarias: las reservas a menudo se realizan con semanas o meses de antelación y los clientes están dispuestos a conducir para llegar allí. Los edificios convertidos, como graneros, casas antiguas y otras estructuras, son excelentes ubicaciones para restaurantes de alta cocina.

Restaurante de lujo

7. Luces

De vez en cuando, a todos nos gusta una cena a la luz de las velas, pero si la idea del restaurante es usar esto como una táctica para ahorrar electricidad, no funcionará. Los clientes necesitan ver su comida cuando comen. No pueden estar perdiendo el tiempo para averiguar dónde está el bistec o la ensalada. Arruinará toda la experiencia y su apetito. Los restaurantes poco iluminados son agradables, pero el nivel de oscuridad debe ser tal que creen un ambiente agradable sin disuadir a los clientes de ver su comida.

8. ¡Música maestro!

La música es esencial en una buena velada. Un poquito de música tranquila y relajada en directo, creará un clima fantástico para disfrutar de una buena comida. Por supuesto hablamos de música de fondo, no pongas un grupo de heavy metal o rock and roll, arruinará la cena por mucho que te guste este género de música.

9. Buen vino.

Los vinos y licores de primera calidad son un foco de ingresos extraordinario. La mayoría de los restaurantes de alta cocina obtienen ganancias casi invisibles en sus alimentos. Aunque parezca increíble, la mayoría de los beneficios los obtienen de la venta de alcohol. Las listas de vinos son extensas en cuanto a cosecha y precios. Pueden ofrecer desde un Sauvignon Blanc de 18 euros hasta, en algunos establecimientos, una botella de Borgoña de 20.000 euros. Los restaurantes de este nivel tendrán al menos un sumiller, que ofrecerá a los comensales información sobre los vinos y cómo combinarlos con la comida.

10. Battever.

Un restaurante de lujo no debe de dejar insatisfecha ninguna de las necesidades de un cliente. Una de las principales necesidades que tienen las personas hoy día, es la batería baja. Por ello los restaurantes de lujo establecen un servicio de carga de dispositivos móviles. Para ello, adquieren alguno de los cargadores portátiles que ofrece la empresa Battever. Así los clientes pueden cargar el móvil en la propia mesa mientras están disfrutando de su delicioso plato. ¿A que es genial?

Restaurante de lujo

Cómo quedarte sin batería puede hacerte perder el amor de tu vida

En resumen, un restaurante de lujo se diferencia de los demás en que se centra en los pequeños detalles, esos que marcan la diferencia y dejan sorprendidos a los clientes.